Saltar al contenido

Método de porcientos integrales


El análisis financiero, como su nombre lo indica, sirve para conocer si es conveniente seguir invirtiendo o no en un negocio, también se aplica para conocer que tan eficiente es la administración de una empresa.


Aunque existen muchísimas maneras de realizar análisis de estados financieros, uno de los más utilizados es uno del tipo vertical; es decir, el método de porcientos integrales.


Este a su vez se divide en otro método para poder realizar correctamente su estudio, y es el método de reducción a porcientos integrales.

Gracias a este método, es posible estudiar la estructura de las finanzas de una empresa durante un periodo en específico y se aplica a los estados de resultados y la situación financiera.

En que consiste el método

Este se aplica para conocer la importancia o la magnitud de todas las partes que integran un todo, estas magnitudes se expresan en porcentajes, así pues, el rubro que tenga mayor importancia tiene mayor porcentaje.

Esto hace que el método posea ventajas y desventajas importantes, pues, al trabajar con porcientos, no tenemos que estar pendientes de grandes cantidades de números o cifras de una empresa.

Aunque también, al ser porcientos, es posible que no se llegue a las conclusiones más correctas si no se tiene el conocimiento.

Base del procedimiento

Como ya se explicó un poco, al realizar este procedimiento se sabe que un todo, es igual a la suma de todas las partes que lo componen. Sabiendo que cuando nos referimos a ‘todo’ hablamos del 100% y sus partes, dependiendo de su magnitud, serán porcentajes más pequeños.

Las fórmulas son:


  • % = Valor Parcial / Valor Base X 100%
  • Factor Constante = 100 / Valor Base X Valor Parcial

Aplicación del método 

A la cantidad total de activos se les da el valor del 100% y todas las partes del mismo se les asignan un porcentaje de este activo total. De esta manera sabemos si las inversiones que se realizaron durante un tiempo específico fueron demasiadas o insuficientes.

Con respecto al pasivo y al capital de la empresa, a ambos en conjunto se les da el valor de 100% y cada una de las partidas de pasivo como de capital se les asigna un porcentaje del mismo, no se toma a parte sino en un conjunto. De esta manera podemos conocer el grado de endeudamiento.

Los cálculos para proporciones pero de las cuentas por cobrar y los activos fijos de una empresa se deben hacer sobre el valor que estos poseen de forma neta, sin contar las depreciaciones que se acumulan con el tiempo.

Resultados al aplicar el método 

En vista a los resultados, estos indicadores nos señalan a través de porcentajes cómo se comporta cada rubro. A las ventas se les asigna un valor de ese 100% y todas las otras cuentas se deben expresar como un porcentaje de todas las ventas netas.

Luego, los rubros que dan utilidad se presentan dentro de los resultados y se comparan dividiéndolos por el total de ventas netas para así identificar el margen de ganancia que posee la empresa.

Ventajas y desventajas frente a otros métodos

Una de las mayores ventajas que tiene este método con respecto a otros, es que usándolo correctamente se puede comprender de una manera más amena las cifras de los estados financieros, es decir, es un método para generar conclusiones.

La desventaja del método de porcientos integrales es que como sirve para generar conclusiones de forma sencilla, a veces pueden arrojar datos un poco ambiguos y estas conclusiones pueden llegar a ser un poco equivocadas en el caso de que se requiera comparar diferentes periodos de ejercicio fiscal.


Referencias, créditos & citaciones en formato APA: Revista educativa Tareaeductiva.com. Equipo de redacción profesional. (2020, 02). Método de porcientos integrales. Escrito por: Equipo de investigación educativa. Obtenido en fecha , desde el sitio web: https://www.tareaeducativa.com/metodos/metodo-de-porcientos-integrales.html.

Privacidad  |  Sitemap  | Contacto